Ha llegado la lluvia

Al fin llueve!

Después de pensar que nunca empezaría hoy me he despertado alrededor de las 6 de la mañana escuchando una lluvia terrible.

Las casas tienen como un doble tejado, tienen una parte vacía que actúa de cámara de aislamiento para el calor entre el tejado exterior y el techo interior que vemos nosotros dentro, así se hace como una cámara y se consigue un poco más de aislamiento. Esa parte tiene unas pequeñas ventanas de ventilación.

Al golpear la lluvia en el tejado, la cámara hace un efecto amplificador y dentro de casa hace mucho ruido con el golpeteo del agua.

Son las diez y media y sigue lloviendo de forma intermitente pero se nota que están cayendo muchos litros, llueve con fuerza.

El jardín tendrá otro color en los próximos días, después de estar todo quemado por el calor, veremos algo de verde con la humedad.

Estoy mirando por la ventana la lluvia, no se forma riachuelo en la calle, a diferencia de mi pueblo que cuando llueve mucho se puede ver el agua bajar por las calles e incluso desbordarse por la acera, este terreno es completa mente llano.

La sensación es extraña porque voy en manga corta, el ventilador encendido, hace mucho calor y sin embargo al mirar por la ventana veo un día de invierno típico de España, no hay sol, está el día un poco oscuro, los cristales de las ventanas salpicadas por la lluvia, el olor a humedad, pero en España tendría la calefacción puesta y el jersey y aquí ya no me puedo quitar más ropa.

Pese a lo extraño de la situación, estoy contento porque cuando deje de llover y pueda abrir las ventanas entrará algo de aire fresco, un gran respiro para esta temporada de calor.

Me despido con una imagen de lo que estoy viendo en este momento.

ventana lluvia

Share This Post On